Menú horizontal

martes, 30 de junio de 2015

Telemotikon

Pasé semanas pensando en escribir sobre ti, no me decidía pero el insomnio me ha brindado su ayuda desinteresada…

Después de cuatro años te observé por primera vez, en todo ese tiempo coincidiendo en el mismo espacio nunca me percaté de tu presencia aunque te había visto muchas veces; sentado en aquel escritorio aislado por el que paso casi cada día.

Esa mañana descubrí tu mirada melancólica, la poca expresividad de tu rostro que apenas se modifica cuando esbozas esa tímida sonrisa que ha aparecido ante algún pequeño tonteo de mi parte o cuando charlas con tus compañeros a la hora del desayuno. Me fijé también en tu piel pálida y la estética enfermiza que la alergia te provoca, que junto con tu caminar un tanto desgarbado y esa actitud aparentemente pasiva, conforman un atrayente cuadro bizarro que detonó un click de conexión entre mi cabeza y estómago pasando muy cerca, casi rozando, al corazón.

Miguel pires da Rosa (flickr)
Al principio me sentí confundida :-S, no entendí porque tú, pero para eso no hay explicación, es inútil intentar encontrar una. Luego me sentí motivada ;) y comencé a idear la manera de acercarme a ti para cumplir mi sueño de sentirme enamorada <3. Me sentí  genial =), entusiasmada =), positiva =), alegre =) y maravillosamente bendecida =D al poner en marcha mi plan teleco enviándote un ejército de emoticonos expresando mis sentimientos…Plano te quedaste :-I
                                                      


2 comentarios:

  1. ay! no sé si se va a publicar mi comentario anterior. Te decía que me ha encantado y que después de lleerlo me ha recordado una frase de Jodorowsky que dice más o menos: "No quiero que me ames, quiero que ames, los incendios no tienen dueño." La cosa va bien, amiguita :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Graciaaas Lau!! Momentos que dan salsa a la vida jejeje :)

      Eliminar